Las Islas Canarias gozan de un clima excepcionalmente templado, de hecho se sitúan en el Atlántico, poco al norte del Trópico, a poca distancia de las costas de Marruecos y Sáhara Occidental, donde sopla una corriente marina fría, y sometidas al régimen de los Alisios, vientos constantes del noreste. Las Canarias pertenecen a España; las islas principales son siete (Tenerife, Fuerteventura, Gran Canaria, Lanzarote, La Palma, La Gomera, El Hierro), a las que se agregan algunas islas más pequeñas e islotes.

Índice


Temperaturas



En las localidades turísticas costeras, las temperaturas promedio de enero y febrero oscilan alrededor de los 18 °C, las de julio, agosto y septiembre alrededor de los 24 °C.
Las siguientes temperaturas, los promedios del aeropuerto de Gran Canaria, nos dan una buena indicación de todas las costas de las Canarias.
Gran Canaria - Temperaturas medias
MesEneFebMarAbrMayJunJulAgoSepOctNovDic
Min (°C)151516161719212221201816
Max (°C)212122232425272827262422

Debido a la mayor frecuencia de días con viento procediente de África, en verano las temperaturas diurnas son en promedio ligeramente más altas en las islas orientales (Lanzarote, Fuerteventura), donde los promedios del período julio-septiembre son de 28/29 °C, y ligeramente más bajos en las islas occidentales (El Hierro, La Palma), donde rondan los 26/27 °C.
Las oscilaciones son limitadas: las temperaturas casi no difieren de estos valores promedio. Los récords de temperatura, especialmente los del frío, muestran lo templado que es el clima en estas islas: en las llanuras, las temperaturas mínimas invernales casi nunca bajan de los 10 grados. En cambio, los picos de calor estival son de 33/34 °C en El Hierro, la más occidental y protegida, de 37/38 °C en La Palma, y ​​de 40 °C (104 °F) o más en las otras islas: estos valores se pueden tocar en los cortos períodos en los que soplan los vientos cálidos y secos del desierto del Sahara (que sin embargo se han vuelto más frecuentes en los últimos años). En estas situaciones de calor africano (llamado calima), más frecuentes en julio y agosto, en las islas más orientales el aire puede llenarse de polvo y arena, mientras que en las occidentales reina una inusual (para estas islas) y molesta calma chica; durante estos períodos no es aconsejable practicar trekking y senderismo, ya que en las alturas colinares (llamadas medianías) el aire africano se siente más que en la costa. En la práctica, los de la calima son los únicos momentos desagradables de este clima por el resto tan favorable.

Tenerife

Microclimas



Aunque en general tengan un clima excelente, las Canarias no son todas iguales.
En islas con alturas como Tenerife o El Hierro, se registran dependiendo de las vertientes y de la altitud microclimas más frescos y nublados (en áreas expuestas a los vientos alisios del noreste, que al subir por las laderas se enfrían y se condensan en nubes, lluvias o nieblas que causan llovizna), o más secos y soleados (en las zonas protegidas a favor del viento). A 600 metros sobre el nivel del mar, en San Cristóbal de La Laguna (Tenerife norte), la temperatura promedio varía de los 13 grados de enero (y en las casas sin calefacción hace frío...) a los 21 °C de agosto, así que hay 4/5 grados menos que en Santa Cruz.
A 2.400 metros de altitud, en el Observatorio del Teide de Izaña, se pasa de los 4 grados de enero (con un mínimo alrededor de cero), a los 18 °C de julio (con máximas alrededor de los 23 °C). El volcán Teide, sin embargo, alcanza los 3.700 metros (por lo que es el punto más alto de toda España y de todo el Océano Atlántico), y durante el invierno su cumbre está cubierta de nieve. Recordamos que volcanes, si bien menos elevados, también se encuentran en las islas de La Palma y Gran Canaria.
Las islas orientales, Lanzarote y Fuerteventura, con pocas alturas y azotadas por los vientos, son un paraíso para los surfistas, mientras que no son particularmente apreciadas por aquellos que buscan, además del mar y de las playas, ciudades y lugares interesantes para visitar.

Vientos Alisios



El viento del noreste, típico de las zonas climáticas subtropicales, es el viento dominante, pero presenta un patrón diurno similar al de la brisa marina: es más intenso durante las horas más calurosas, y con frecuencia sopla alrededor de los 50 km/h. El aire fresco y ventoso puede hacer que las actividades al aire libre y la búsqueda del bronceado sean agradables, pero ha que recordarse que el sol tropical (estamos poco al norte del Trópico de Cáncer) es muy fuerte y, por lo tanto, se corre el riesgo de quemaduras sin las oportunas precauciones. El período en que el sol es más fuerte va de finales de mayo a finales de julio.

Lluvias



La tendencia de las precipitaciones en las Islas Canarias es típicamente mediterránea, con un máximo invernal (pero también con un pico en noviembre en muchas áreas, como ocurre en algunas partes de Italia) y un mínimo estival, con precipitaciones prácticamente ausentes en los meses más cálidos. Pero la cantidad y la frecuencia de la precipitaciones varía mucho según la exposición de las laderas, así como según el aumento en altitud, por lo que hay áreas semidesérticas (generalmente aquellas que se enfrentan al sur y al oeste, pero de todos modos en las llanuras, las lluvias anuales no son abundantes y no superan los 250 milímetros), y áreas con lluvias moderadas, similares a las de regiones como Cerdeña o Sicilia (generalmente las áreas expuestas al este y al norte , pero sobre todo las partes más altas de estas laderas).
Aquí están las precipitaciones promedio en Gran Canaria, en la costa: como se puede ver, las lluvias son muy escasas.
Gran Canaria - Precipitaciones medias
MesEneFebMarAbrMayJunJulAgoSepOctNovDicAño
Prec. (mm)252510610009152030146
Días33210000124422

Insolación



En las Islas Canarias, la insolación es muy buena todo el año, sin embargo, además de las perturbaciones que pueden pasar en el período de octubre a marzo, en verano pueden pasar bancos de nubes que se forman sobre el Atlántico, mientras que en las costas septentrionales y, sobre todo, en las laderas de las montañas expuestas al norte, se pueden formar nubes y nieblas locales. Las costas meridionales son por lo tanto las más soleadas.
Aquí hay un ejemplo del promedio de horas de sol al día en Tenerife Sur.
Tenerife Sur - Insolación
MesEneFebMarAbrMayJunJulAgoSepOctNovDic
Sol (Horas)6777891097766

Temperatura del mar



La temperatura del mar no es muy alta, debido a la misma corriente fría que hace que el clima sea tan templado: en las islas centrales (Tenerife, Gran Canaria), se pasa de los 19 °C en invierno y principios de primavera, a los 23 °C de agosto a octubre, que es por lo tanto el período preferible para tomar un baño; sin embargo, con un poco de coraje también se puede intentar darse un baño en invierno. Las islas occidentales (La Palma, El Hierro), además de estar más protegidas del viento del Sahara, también tienen un mar ligeramente más cálido, porque la corriente fría fluye principalmente en el vecino Marruecos, hacia el este. Por la misma razón, en las islas orientales (Lanzarote, Fuerteventura), el mar es un poco más fresco (aproximadamente un grado centígrado menos que en Tenerife).
Aquí está la temperatura del mar en Tenerife.
Tenerife - Temperatura del mar
MesEneFebMarAbrMayJunJulAgoSepOctNovDic
Temp (°C)191919192021222323232220

Cuándo ir



Dado que el clima es muy templado, las Islas Canarias pueden ser visitadas durante todo el año; sin embargo, a finales de otoño y en "invierno" habrá temperaturas de media temporada, será posible algún día nublado, algo de viento y de lluvia. Si los turistas del norte de Europa pueden llegar en este período para escapar del invierno nórdico, e incluso en pleno invierno hay días hermosos para tomar el sol, los que quieran disfrutar de la vida en la playa apreciarán más el período que va de mayo a mediados de octubre, incluso si el mar todavía está fresco en mayo, y se calentará gradualmente en los meses sucesivos.

Qué llevar en la maleta



En invierno: ropa ligera para el día, suéter y chaqueta para la noche, posiblemente un impermeable o un paraguas. Para escalar las montañas y en particular el Teide, anorak, gorra, guantes, zapatos de trekking.
En verano: ropa de verano, pero también una sudadera ligera, una chaqueta ligera para las tardes y las noches ventosas; zapatos cómodos para las excursiones. Para Lanzarote y Fuerteventura, un pañuelo para el viento y para cuando la arena llega del desierto. Para escalar las montañas y, en particular, el Teide, zapatos de trekking, sudadera y chaqueta para las grandes altitudes.

Volver